Lecturas negras

No es que no haya leído novela negra en estos días, es solo que la realidad era tan negra que no tenía cuerpo para frivolidades. Así que aquí os dejo una lista de las cosas que he leído ultimamente:

“La tercera virgen” y “El hombre de los círculos azules” de Fred Vargas

No había leído a Fred Vargas (en contra de lo que pueda parecer por el nombre es una mujer) y lo único que sabía es que su personaje, Adamsberg, era un tío raro que tiene “intuiciones”. Normalmente que un investigador resuelva un caso porque “intuye” cosas me sienta mal porque me parecen poco creíbles, una solución demasiado fácil a un problema complejo.

Después de leer La tercera virgen no era capaz de decidir si me creía a Adamsberg o no. Así que leí El hombre de los círculos azules por si conociendo más y mejor al personaje lo solucionaba.

Adamsberg es un tio raro, y eso me lo creo. Vargas ha sabido dibujar un personaje complejo y pelín torturado, un poco cansino, pero creible. Así que cuando tiene sus pálpitos, no te parece extraño que los tenga. Porque además encajan en esa especie de atmósfera oscura que la autora crea para sus historias. A mi los dos libros de Vargas que he leído me parecen un poco demasiado deprimentes, pero hay unas cuantas cosas que los hacen interesantes. Los personajes son extremos, no hay ni uno que entre dentro de la categoria de normal, y, aún así, te los crees. No hay nada chic ni luminoso en esas historias, más bien rozan lo grotesco.

Fred Vargas se tiene que leer en invierno y de noche porque el contraste con la luz de un día soleado rompería el hechizo que crea. La música que mejor les pega es algo como Pascal Comelade, raro pero lúdico.

“Castigo” de Anne Holt

Éste es el segundo libro de la autora que leo, el primero fue “La diosa ciega”. La novela tiene dos tramas criminales y una pequeña que parece sentimental y en las tres el castigo es un elemento central. Tenemos a un tipo que estuvo en la cárcel por un crimen que no cometió en una trama, tenemos a un tipo que secuestra y mata a niños para castigar a quién él cree que le jodió la vida en otra, y tenemos a dos personas que no saben gestionar sus sentimientos por un sentido de culpabilidad hacia su familia en la pequeña trama pseudo sentimental. De hecho, el libro tiene mucho de relaciones familiares.

Los dos libros que he leído de Anne Holt me parecen muy nórdicos. Son serios, fríos, pero hay momentos de despendole, como desquiciados, sobre todo en cuanto aparece vino o cualquier otra bebida alcohólica (la relación de los nórdicos con el alcohol siempre me ha parecido curiosa).

Anne Holt escribe fácil y con mucha ironía. Me gusta como deja que veamos en el interior de sus personajes, solo lo suficiente para que entendamos porque hacen lo que hacen.

Castigo se puede leer en cualquier parte. Como tiene una estructura muy fragmentada se puede hasta leer en el metro. Yo lo leí casi del tirón en el sofá y también lo leí bien…

“Azul de Prusia” de Albert Villaró

Bienvenidos a Andorra, la tierra del tabaco barato y las montañas peladas. Albert Villaró es de Andorra y ahí transcurre la novela, bueno, ahí, en la Seu d’Urgell y en Barcelona. Vale la pena leer el libro para conocer un poquito más el país que tenemos encima y al que muchos solo vamos como si fuera un centro comercial o una pista de esquí. Según el libro Andorra es como una pequeña ciudad de provincias, pero con su historia, su idiosincrasia y su estructura social.

No es la mejor novela negra que he leído pero se deja leer, a ratos. Yo no supe concretar porqué no me gustó del todo pero alguien que sabe más que yo se dio cuenta de que lo que pasaba es que le faltaba era un editor, no de los que imprimen libros, de los que “editan” libros. La trama tiene jugo pero el autor no ha sabido sacárselo del todo. Encuentran el cadáver de una chica en la Seu d’Urgell, en un vertedero de tierras donde Andorra vacía los camiones de tierra procedentes de su muy activa industria constructiva, así que la policia andorrana se hace cargo de la investigación. Durante la investigación se van a mezclar los muy ricos de Andorra, la política, la religión y el tráfico de arte. El problema es sobretodo de ritmo y de construcción de personajes. No tiene un ritmo sostenido, hay algunas partes de la novela que no es que no tengan un ritmo sostenido, es que no tienen ritmo. No te crees algunas de las cosas que hacen los personajes porqué no están justificadas. No es que sean cosas que no pueden pasar, la verdad es que no pasa nada extraordinario, todo es como muy normal, pero las cosas pasan muy porque sí, porque lo digo yo, y eso en una novela no puede ser. En la realidad sí, pero en los libros todo tiene que tener una razón y en esta novela las razones no siempre están explicadas o están explicadas poco y mal.

Si lo encontráis en la biblioteca, leedlo, como curiosidad, no debe haber muchas novelas negras ambientadas en Andorra, y la información que da sobre el país es entretenida.

2 comentarios

Archivado bajo Llibres / Libros

2 Respuestas a “Lecturas negras

  1. Pingback: Crónica BCNegra: Personajes poco habituales | Maite Uró

  2. Pingback: Crónica BCNegra: ¿Porqué no hay gatos policía? | Maite Uró

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s