Un sinvivir

Hoy me he tenido que justificar por no haber actualizado el blog en una eternidad y he dicho que no tengo nada que decir. Justo después de haberlo dicho me he dado cuenta de que, no solo no es verdad, sino más bien todo lo contrario. Lo que pasa es que tengo tantas cosas que decir que no sé por donde empezar. Y por eso no empiezo. Así vamos mal.

Y me he propuesto hacer una lista de todos los motivos por los que no he escrito nada:

– Me dio por leer “Por el bien del imperio. Una historia del mundo desde 1945” de Josep Fontana. Son 1.000 páginas de historia. Pero de una historia de miedo, de la que te da pesadillas por la noche casi. No he tenido tiempo de acabarlo (es que lo saqué de la biblioteca pública y lo tenía que devolver sí o sí porque hay cola para leerlo), así que lo voy a retomar en algún momento. Aunque si os digo la verdad, con el prólogo ya se hace uno a la idea de lo que va a venir. Así que leer el prólogo y si no os han dado ganas de salir con la metralleta, seguid leyendo, y si os da dan las ganas de metralleta, no sigáis, que tampoco es eso.

– Nos rescataron y yo necesité una fase Jane Austen para recuperarme del cabreo. Así que me leí otra vez Orgullo y Prejuicio (que ya casi me lo sé de memoria) y me vi la serie que la BBC hizo del libro, con Colin Firth. Un poco de belleza y amorcitos para compensar la fealdad del mundo nunca, pero nunca, va mal.

– Luego vino San Juan. Y los petardos. Y lo de tener que emborracharte sí o sí. Y yo las cosas de sí o sí no las soporto, así que estuve unos cuantos días con cara de perro y actitud beligerante y así es mejor no escribir porque solo te salen sapos y culebras.

– Luego vino lo de presentar la declaración de la renta. Y aquí sí que no voy a decir ni mu porque igual hasta me ponen una demanda o algo. Eso fue duro, pero duro de lo de la metralleta de antes.

– Casi lo último ya fue la final de la Eurocopa. Eso da para un libro. Que si el dinero que ganan esos chicos, que si la prima que van a recibir, que si lo embobados que estamos todos mientras siguen los recortes por aquí y por allá… Y que conste que ya sabía que pintaba mal porque que la rueda de prensa de Rajoy para contar lo del rescate justo antes de que empezara, que acabó con “Y ahora que ya está resuelto me voy a ver el partido” no presagiaba nada bueno. Pero lo de la final ya fue demasiado. Y si me pongo a escribir sobre eso también me puede salir el alien ese que tengo dentro y eso nunca es bueno.

– Lo último ha sido empezar a leer “La verdad sobre el caso Savolta” de Eduardo Mendoza en edición de Nuria Plaza. Estoy en ello, voy por la mitad, pero antes ya de acabarlo os digo que ahora es un muy buen momento para leerlo. Nada, o casi nada cambia, y eso da miedo, mucho.

Pues eso, que no es que no tuviera cosas que decir, es que tenia demasiadas.

Deja un comentario

Archivado bajo General

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s