Qui dia passa any empeny

Esto es lo que millones de personas estan haciendo ahora mismo: sobrevivir. “Qui dia passa any empeny” es el refrán que ilustra la resignación, que la fomenta, casi. Quien pasa un dia empuja el año viene a decir. Claro que, no sé a vosotros, pero a mí los refranes siempre me han parecido intraducibles. Éste es intraducible y da mal rollo.

El domingo vi Salvados y no debería haberlo visto. La cosa es que tu acabas de verlo y quieres parecerte al señor francés del final y te vas a dormir tranquilo pensado que eres un poquito como él y luego te despiertas el lunes y vives tu vida y te das cuenta que estás en modo “qui dia passa any empeny” y se te cae el alma a los pies.

Porque yo, como todos, veía a los chicos precarios del principio del programa y por dentro les decía que se rebelasen, que no aceptasen, que cuando dejemos de ir por la vida con la cabeza baja por estar pidiendo un sueldo digno “con la que está cayendo” las cosas cambiaran. Y luego te toca a tí, ponerte frente a alguien que te está ofreciendo un sueldo indigno para tu formación, tu experiencia, tu capacidad… y bajas la cabeza y lo aceptas “porque no hay otra”.

Y así no se debería vivir, porque así solo empujamos los años y eso no es vivir. Lo peor de todo es que los explotadores no siempre son señores encorbatados con mala leche tipo Rato, a veces, los explotadores son personas buenas que no saben que lo que hacen está mal. Te sacan que te estan pagando por encima del mercado, que dices tu, sí claro, pero es que el mercado está mal, está jodido, no funciona. Pero ellos no lo saben porque viven en el mundo de “es lo que hay”, y de “con la que está cayendo” y del “qui dia passa any empeny” que ha hecho mucho daño.

Y yo le puedo gritar a un energúmeno como Rato porque es evidentemente mala persona y es consciente de ello, pero no sé si me sale de gritarle a una buena persona que no sabe lo que está haciendo. Uy! que ya sé de donde me viene, de la Biblia, de cuando Jesús soltó eso de “perdónales padre que no saben lo que están haciendo”.

Bueno, pues ahora que ya sé de donde me viene puedo ponerle remedio. Es como eso de curar adicciones, el primer paso es reconocerlo y buscar el origen de la cosa. Bueno, pues yo reconozco que vivía instalada en el “qui dia passa any empeny” y que el origen de la cosa es mi educación judeocristiana.

Dicho esto, antes de poder convertirme en el señor francés del final de Salvados voy a tener que hacer pequeños pasos hasta llegar ahí, porque, como dijo un amigo sabio, quien corre mucho, tropieza. Así que el plan es plantarme ante los explotadores buenas personas que no saben que son explotadores y decirles:

“Tú no lo sabes pero eres un explotador. Tú no eres consciente de ello pero parte de los problemas que tiene la gente y el mundo hoy son responsabilidad tuya. Y yo ahora voy a tener que aceptar tu oferta aunque sea indigna porque lo necesito, pero que sepas que sé que eres un explotador.”

Y lo diré de buen rollo y con una sonrisa porque igual es que el pobre no sé da cuenta y con un poco de ayuda acepta que tiene un problema y lo resuelve. O no pero “qui dia passa any empeny”.

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo General

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s